Acordate del desayuno!

El desayuno es una de las comidas más importantes del día. Después de toda una noche durmiendo, tu cuerpo necesita que incorpores nutrientes esenciales, para tener la energía suficiente y para emprender tus tareas cotidianas.

Si te falta, vas a cansarte más rápido y en el cole vas a rendir menos o te va a resultar más pesada la tarea.  

Además, desayunar te ayuda a mantener el peso, pues evita que llegues al almuerzo con la necesidad de comerte todo.

Seguramente a menudo, te levantás corriendo, no desayunás y sólo hay tiempo para un café. Es bueno que sepas que desayunar es algo más que tomar un café, ya que este solo, no aporta prácticamente ningún nutriente.

Es importante que te des al menos 15 o 20 minutos para prepararte el desayuno y tomarlo tranquilo. Hacelo y comprobá que empezás el día con mucha más energía.

Te dejamos tres opciones de desayuno, nutritivo y sencillo:

Opción 1

  • Leche (combinala con lo que más te guste: café, chocolate, te, mate cocido o sola)
  • Pan de salvado o integral
  • Queso untable y mermelada

Opción 2

  • Yogur con cereales
  • Fruta fresca (manzana, banana, durazno, la que consigas según la época del año).

Opción 3

  • Leche
  • Galletitas de agua con queso Port Salut